Categorías
Turismo

¿Por qué visitar Atacama, el desierto más árido del planeta?

Movido por el fuerte viento, es la mejor muestra de que el turista ha entrado al mundo mágico del desierto, las diversas temperaturas entre caliente y frío acaban de comprobarlo.

La imaginación se adueña de los caminos que ondulan entre cerros  de tono marrón, algunas vuelcas humedecen el extenso camino. Encorvar, es querer indagar la impresión que tiñe al turista con la avidez de querer explorar más y mucho más del fabuloso paisaje que con gran facilidad cambia.

Comenzando el recorrido por el conocido San Pedro de Atacama, encontrarás un pueblo humilde llamado Toconao, un pequeño espacio colonial, veredas encantadoras llenas de caracoles y un hermoso templo de adobe, el cual fue construido únicamente de piedras volcánicas realzando los cautivos que se esconden en la naturaleza.

Explorar cada espacio y vincular con los habitantes de este extraordinario lugar, te conlleva al pasado y presente de los atacameños; donde observaras y sentirás que sus costumbres y culturas ancestrales se han mantenido intactas en el transcurrir del tiempo; disfrutar de este privilegio, verdaderamente es un regalo divino.

El mundo mágico, que se encuentra en el Atacama

 

Es verdaderamente mágico, idealizar como pudieron desarrollarse las diversas  agrupaciones en pleno desierto; aunque no es tan difícil; cuando unes tu imaginación con el esplendor que te brinda la propia naturaleza, solo basta observar y admirar la desnudez  que te muestra el cambiante paisaje, en la cual se muestra tan lleno de vida.

Llamas, vicuñas y guanacos forman parte de la fauna que hace vida en este esplendor, sumando los extensos mares de dunas, asombrosas lagunas y altas montañas de distintas formas.

Los Días y las Noches

El Arcoíris, el Marte o el de la luna:  son valles que le permiten disfrutar al turista de un mundo totalmente diferente, ya que todos poseen diversas características en cuanto a sus irregulares picos, lomas de infinita tonalidad y las vertiginosas vistas que se pueden observar entre las montañas.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *